Ferroli, el fabricante italiano puntero a nivel mundial de radiadores de aluminio, invertirá tres millones de euros más en su planta de Burgos durante este año. Con ello pretende pretende actuar en la producción, el departamento de investigación y desarrollo y en procesos de digitalización.

Con respecto a la fábrica, Ferroli continuará renovando los equipos y la maquinaria para elaborar radiadores. A lo largo del pasado año ya se cambiaron dos islas de inyección y en 2021 tocará el turno de tres más.

Tal es el valor y la capacidad que tienen estos aparatos que el pasado mayo ha cerrado como el mejor mes en cuanto a productividad desde que la compañía italiana se instaló en el polígono Burgos hace 56 años.

Actualmente cuentan con cuatro máquinas nuevas ya operativas y trabajando al 100%, con una producción estimada de 11 millones de elementos. Esperan cerrar 2021 con siete que supondrán 12,6 millones de elementos anuales, un 15% más.

Además de renovar los equipos de producción, otro de los objetivos que persigue Ferroli con esta nueva inversión en Burgos es tratar de reducir el consumo de materias primas manteniendo la calidad de sus productos. Para ello se han adquirido dos nuevos moldes de inyección de última tecnología que permitirán ahorrar tanto recursos materiales como energía.

Fuente: DiarioDeBurgos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *